TELÉFONOS: (33)  3823-1087   •   3823-7872   •   3824-8184

 

Estas cerraduras poseen dos características importantes: son totalmente silenciosas y permiten la apertura en caso de emergencia. Su estructura es básicamente la de un electroimán asociado a una placa que se hermana fuertemente en el cierre. Esta placa se fija a la puerta, mientras que el cuerpo principal se instala del lado interior de la misma sobre el marco o dintel.

 

Para su funcionamiento, el control de acceso le provee energía de 12 VCC, lo cual provoca la atracción de la placa fijada en la puerta, resistiendo empujes desde 150 a 500 kg, según el modelo. Para abrir esta cerradura sólo se le deberá quitar el suministro eléctrico. Este funcionamiento le permite ser instalado en áreas donde debe proveerse seguridad de salida, ya que a través de un pulsador de emergencia o tipo golpe de puño se puede liberar el acceso sin necesidad de los elementos de control asociados. Proveen un grado de seguridad medio y deben contar con energía ininterrumpida.

 

La instalación se puede realizar directamente sobre la puerta, o utilizar los herrajes provistos en el caso de puertas de vidrio o con molduras especiales.

 

Características de las cerraduras magneticas o electrocerraduras:

  • Versatilidad: aplicación en mano derecha o izquierda.
  • Practicidad: apertura interna o externa.
  • Simple: reten de fácil instalación.
  • Seguro: no posee elementos plásticos ya que el inserto es de acero.
  • Confiable: el cargador trabaja sobre un inserto de acero lubricado.
  • Elevada vida útil: diseño normalizado libre de rozamientos.
  • Robustez: concebida completamente en materiales de alta calidad.